Noticias

21/03/2019

Unesco

Mensaje de la Sra. Audrey Azoulay, Directora General de la UNESCO con motivo del Día Internacional de la Eliminación de la Discriminación Racial






La discriminación racial sigue sin estar recluida en los libros de historia. Esta forma despiadada de exclusión e intolerancia se sigue manifestando en ámbitos como los terrenos deportivos, los medios de comunicación, las calles, los lugares de trabajo e incluso en los pasillos del poder.

En los cincuenta años transcurridos desde la entrada en vigor, en 1969, de la Convención Internacional sobre la Eliminación de Todas las Formas de Discriminación Racial, se han eliminado muchas de las leyes raciales más perniciosas presentes en todo el mundo, y se han abolido la esclavitud y el apartheid.

Lamentablemente, el rostro infame de la discriminación racial se vuelve a presentar ante nosotros en el discurso público. Por esta razón, el tema escogido este año para el Día Internacional de la Eliminación de la Discriminación Racial es “Aplacar y atajar el auge del populismo nacionalista y las ideologías supremacistas extremistas”. La lucha contra el racismo es una cuestión de dignidad humana y de construir un mundo mejor que siempre ha ocupado un lugar central en el mandato de la UNESCO de promover la diversidad, la inclusión, la no discriminación y una cultura de paz y solidaridad.

Internet puede ser un terreno abonado para propagar la discriminación racial, la xenofobia y las ideologías supremacistas, cuyos objetivos suelen ser los migrantes y los refugiados, así como los afrodescendientes. La UNESCO, en su calidad de organismo de las Naciones Unidas encargado de la comunicación y la información, elabora herramientas de alfabetización mediática e informacional destinadas a combatir estas actitudes en la red y frenar la difusión de noticias falsas.

La consecución de un entorno seguro en la red forma parte de un concepto más amplio de la educación para la ciudadanía mundial que busca el desarrollo de competencias para fomentar el entendimiento mutuo, el pensamiento crítico y el diálogo intercultural. Nuestros proyectos educativos sobre el Holocausto y “La Ruta del Esclavo” – hechos ambos que son negados por las teorías pseudocientíficas de la superioridad racial – nos ayudan a comprender estos capítulos espeluznantes de nuestra historia humana.

La discriminación racial sigue despojando todos los días de manera silenciosa a las personas de sus derechos fundamentales al empleo, la vivienda y la vida social, en forma de leyes perversas. La UNESCO, por medio de la Coalición Internacional de Ciudades Inclusivas y Sostenibles (ICCAR), ayuda a los Estados Miembros a formular políticas urbanas que den solución a las formas modernas de exclusión.

Además, este año, al ser el Año Internacional de las Lenguas Indígenas, ponemos el foco en el racismo estructural que arrebata a determinados grupos étnicos el derecho a utilizar plenamente su lengua materna, ya sea en las aulas, en la esfera cultural o en los procesos de adopción de decisiones.

La lucha contra la discriminación es cosa de todos. En este Día Internacional de la Eliminación de la Discriminación Racial, unámonos todos, los Estados Miembros, las organizaciones de la sociedad civil y los ciudadanos, para acabar con la discriminación racial y construir unas sociedades más sostenibles.

  • Comentarios
  • Recomendar nota
  • Imprimir

Secciones